Salari per birres i bricks

Y tú, ¿cuánto cobras?

By in Análisis, Bernat Deu, Economía on 26 febrero, 2015

Estás satisfecho con tu sueldo? Tanto si la respuesta es que sí como si es que no, seguramente te gustaría cobrar más. Tranquilo, ¡no eres el único! Persiguiendo este objetivo, muchos europeos se marchan a otros países de la UE con un nivel salarial mayor que el de su país de origen buscando nuevas oportunidades laborales. Pero aunque compartimos la misma moneda, ¿cobrar más euros es sinónimo de cobrar mejor? Para evaluar este hecho tenemos que tener presentes, como mínimo, tres variables esenciales.

En primer lugar, hay que considerar el nivel impositivo al cual estará sometido nuestro sueldo bruto en el país de destino, puesto que la UE permite en cada país regular la fiscalidad que se aplica sobre la renta del trabajo. En segundo lugar, hay que tener en cuenta el nivel de precios del país de destino. Y, finalmente, si la moneda del país no es el euro, habrá que fijarse en el tipo de cambio de la moneda nacional respecto al euro y su estabilidad.

Si observamos el nivel salarial neto de los diferentes países del continente[i], veremos que las diferencias son bastante claras. Para hacernos una idea, según datos del Eurostat, los suizos ―4.000€/mes― disponen, de media, de 11,5 veces más dinero que los rumanos ―350€/mes― y la media europea se sitúa alrededor de los 1.400€ mensuales.

El análisis, pero, se suaviza si expresamos estos datos en términos reales. Cómo a todos nos gusta ir a hacer unas birras con los amigos de vez en cuando, podemos expresar nuestro dinero en términos de unidades de bienes. En este caso, presentaremos los salarios disponibles en términos de birras –unidades de birras que podemos adquirir con nuestro salario disponible. Para evitar sesgos, también incorporamos al análisis el salario real en términos de briks de leche, puesto que es un producto de primera necesidad. De aquí podremos extraer dos cosas: qué ciudadanos se pueden emborrachar con más facilidad (o de manera menos costosa para su bolsillo) y también cuál es el poder adquisitivo de los ciudadanos de la Unión (en birras y litros de leche, obviamente). Veámoslo en el siguiente gráfico:

2.1_es

El gráfico se puede interpretar de la siguiente manera. Cualquier línea que sobrepase la barra horizontal lila, nos indica que los habitantes de aquel país pueden consumir más birras (línea roja) o briks de leche (línea verde) que la media europea y viceversa. A nivel salarial, todos los países situados a la derecha de la media disponen de más dinero, y los de la izquierda menos.

En el caso de las birras, vemos que si un español dispone de un salario medio de 1.330€ puede consumir hasta 139[ii] en un mes. En cambio, un ciudadano noruego, que dispone de 3.045€ puede consumir, tan sólo 84. A qué se debe de esto? Simplemente a que una birra en Noruega cuesta de media unos 7,5€[iii]. Así pues, siguiendo la línea roja vemos que los checos pueden emborracharse, al mismo nivel que los belgas, y que sus vecinos luxemburgueses pueden ser los más borrachos de todos el europeos. (Por favor, no hagáis lecturas políticas de esta última frase!)

Hay que constatar, que la desigualdad salarial no se suaviza en la misma medida en términos de briks de leche. Podemos interpretar pues, que los niños y niñas nacidos en un país con niveles salariales altos, tienen la oportunidad de tener unos huesos más resistentes que los nacidos en países con salarios bajos.

Esto se debe de al hecho que la dispersión del precio de un brik de leche se menor entre países[iv]. Una birra vale de media en Europa 3,08€ y podemos consumir desde 1,02€ en Bulgaria hasta 7,52€ en Noruega. Por otro lado un brik de leche sale de media a 0,95€ con un rango de 0,62€ (Polonia) a 1,93€ (Noruega). Por lo tanto, si hiciéramos un índice agregando birras y brik, la línea resultante estaría situada entremedias de las dos que tenemos ahora.

Pero, que pasa con las diferencias salariales, si tenemos en cuenta todos los productos que consumimos?

2.2_es

El Eurostat también elabora datos sobre el nivel de precios y el poder adquisitivo de los diferentes países de la UE. Tal y cómo hemos visto anteriormente con las birras y los briks de leche, las diferencias se reducen en comparación al sueldo nominal. Siguiendo con el ejemplo de Suiza y Rumanía, hemos visto que unos disponen de 11,5 veces más dinero que los otros.

Por el contrario, incorporando el nivel de precios nacional, los suizos sólo pueden comprar 3,8 veces más la misma cantidad y calidad de servicios y bienes que los rumanos.

A nivel general, en los países con salarios bajos, hacen falta la mitad de dinero para comprar la misma cantidad y calidad de bienes y servicios respecto a la media europea, mientras que a los países con salarios altos, hacen falta entre 1,5 y 2 veces más dinero. Ahora ya sabemos, pues, que existen grandes diferencias salariales en nivel europeo, pero que el nivel de precios nacional amortigua las diferencias.

Ahora bien, para Europa, es positivo a nivel económico que existan estas diferencias? Los países que pagan unos salarios más bajos están condenados a no poder retener el talento que producen? Hace algo Europa para ayudar en estos países a retener su talento y reducir estas diferencias? Surgen una gran cantidad de preguntas alrededor de este tema. Os proponemos que reflexionéis alrededor de estas cuestiones y os invitamos a seguir leyendo nuestro parecer en breve, ya sea haciendo una buena birra o un vaso de leche!

_____________________________

[i]

Los datos hacen referencia al nivel de dinero disponible por persona, dentro de una unidad familiar. Contabiliza el salario personal, las transferencia monetarias entre unidades familiares, ganancias en inversiones y transferencias sociales (Ej. pensiones). Personas de 18 años o mayores.. Dividiendo el dinero disponible en 12 pagas. Datos del Eurostat referentes al 2013.

[ii]

No son unidades, sino la referencia. La base, que es de 100, traducidas a unidades reales son 481 cervezas mensuales. Así podemos calcular todas las cervezas que pueden beber todos los europeos de media. Ex: Los españoles (139), pueden consumir: (139/100)*481 = 668 birras al más! Mientras que los Noruegos, (84/100)*481= 404 birras/mes

[iii]

Los datos referentes a precios de birra se han extraído de www.numbeo.com. Las referentes a los briks de leche se han extraído de Eurostat y www.numbeo.com.

[iv]

Los precios del briks de leche están todos más cerca de la media Europea, lo cual provoca que por los países con niveles salariales bajos sean caros y por los países con salarios altos, baratos.

Sobre el autor:

Bernat Deu


Bernat Deu

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *